Algunas personas creen en los videntes, pero otras no. Este hombre era una de esas personas y por eso decidió demostrar que en realidad los videntes son unos estafadores. ¿Cómo? Con una cámara oculta fue hablando con varios videntes que le daban respuestas a lo que él preguntaba.

¿Queréis saber cuál fue el resultado?

 

Imagen: Kaboompics_com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here