Si es que los animales no deben estar en cautiverio porque ellos siempre intentaran escapar y disfrutar al máximo de su libertad. Esto es lo que precisamente ocurrió en este actuario de Seattle donde un pulpo gigante, de esos que solo se pueden ver en las inmensidades del océano, empieza a trepar por las paredes de su jaula para lograr escapar, ¡sabia naturaleza!

En Supergracioso hace unos días te mostramos imágenes graciosas de mascotas que intentaban escapar del veterinario pero hoy queremos que veas este vídeo divertido de un pulpo gigante saliendo de la pecera.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here